miércoles, 23 de julio de 2008

Por favor, sigan a Berto, les mostrará la casa...


... y este saloncito tan confortable es el mío. Antes, cuando fumaba, porque yo fumaba y mucho tenía las paredes amarillas y los visillos que parecían de pana de la mierda que se había pegado a la nicotina. Pero dejé de fumar, y ya van tres meses . Me decidí a invertir en empapelar e instalar estos bonitos y sencillos estores antiquitiquitisimos. Es lo que tiene dejar de fumar, te sobra el dinero y encima te deja las manos libres para meter cosas en el cesto.

Asi que en este cuarto no se fuma, ni en la ventana, que luego se queda el alfeizar lleno de marcas negras de apagar los cigarrillos y los señores del blog del piso de abajo protestan y con razón porque se les ponen las banderas de su equipo de mus llenas de quemazos.

Aqui pueden opinar de lo que quieran, pueden gritar, en voz baja, eso si, que los de arriba son un blog de lecheras que madrugan mucho y expresar su necesidad de fumar o de comer torrijas. Eso si no esperen que que nadie haga concesiones a sus debilidades, especialmente ese caballero de la cara verde de bronce, suele decir cosas que minan la paciencia del más pintado. Si, en un principio pensamos en fundirlo y utilizar el metal para hacer cañones pero luego nos dimos cuenta de que tendríamos que invitar a alguno de esos contertulios que tanto salen por la tele. Este es seguramente la peor persona del mundo civilizado pero no nos cobra por sus incómodos comentarios y mucha gente asegura que les hace pensar. Yo no tengo costumbre de hacerlo, solo dos veces al año y este entre buscar un nick para registrarme y aprenderme el link de esta página ya he cubierto el cupo.

Sientense y cuéntenos cual fué el primer pensamiento que tuvo después de apagar el último cigarro. Los que aún no lo han dejado atrévanse a fijar una fecha. Será un placer perseguirlos como hacen las malas conciencias con las buenas personas.

21 comentarios:

Lanya dijo...

¡Me encanta berto!

Lanena dijo...

A mí también! jijiji, casi nos pisamos Lanya!

Oye Berto, es q yo no grito nunca, pero cuando me enfado...ains...entonces sí q tendreis q taparme la boca...porq no sé callarme!.

Pero creo q a Lataber y a Lanya nos pasa lo mismito...

Menudas compañeras de piso has escogido! jejeje.

Lanya dijo...

jajaja nenita, como me has calado :)
Yo grito cuando me cabreo, pero mucho ¿eh?, grito mucho... aunque ya sabeis eso de perro ladrador... pues con los linces pasa lo mismo.
Pero mis cabreos no son preocupantes, lo malo es cuando me enfado de verdad, entonces no grito nada, hablo seca pero tranquilamente. Una amiga mía me dijo una vez -cuando gritas no hay problema, ya se que se te va a pasar en cuestión de minutos, el problema es cuando no gritas, entonces si que das miedo- pelín exagerada ella... con lo buenina que soy yo siempre :)

Auriga dijo...

Pues sí, querido Berto. No viene mal recordar que para llegar al día de hoy todos hemos pasado un pequeño calvario para poder aislar y domeñar en nuestra mente lo que nos negábamos a llamar adicción.

Sé por experiencia que cuando unas personas se unen para una causa común como es esta, la ayuda es inapreciable. Porque se aúnan intangibles las fuerzas de autoestima, compromiso, empatía, sinergia... apoyando la componente personal de la voluntad. Es impalpable, pero existe, e incluso aunque se trabaje en contra.

Pero hay que tener en cuenta que ese grupo es como un tren que avanza sin detenerse. Si lo cojo en marcha cuando pasa, me arrastrará sin problemas; pero debo agarrarme fuerte, porque si caigo no se detendrá, tendré que esperar a la próxima vez que pase, si pasa...

No valen por tanto, justificaciones, excusas ni lamentos, el tren tirará de mí, los vítores y alientos de los pasajeros me darán ánimos, pero quien tiene que fortalecer la sujeción soy yo.

Y ¡ay! de aquél de vosotros que tenga la más mínima intención de encender un cigarrillo. Piafarán mis caballos sobre él, impasibles sus patas a tardías súplicas.

Berto dijo...

Ya sabemos algo. A nuestro amigo Auriga no le gustan los que recaen. A mí tampoco, pero es porque me siento tan feliz desde que dejé de fumar que me da pánico pensar que yo también pueda recaer.
Por otra parte los amigos que recaen son una advertencia, porque en esto de dejar de fumar igual que se gana todos los días se pierde en cualquier momento. En realidad lo que no me gustan son las excusas de los que recaen porque me recuerdan a las que yo mismo me puse años atrás cuando volví a fumar después de nueve meses. Las excusas me hacen pensar que si recaigo yo también me mentiré y el tabaco consume los pulmones pero las excusas consumen la vida.
Lo que está muy claro es que si volviera a nacer querría ser no fumador y si volviera a fumar no estaría ejerciendo la libertad por la que tanto he peleado.
No quiero fumar y no fumo.
Y si algún día recaigo metedme esta nota por los ojos y preguntadme si de verdad estoy eligiendo el tabaco o es él el que me elige a mí.

Lanya dijo...

Casi de acuerdo con los dos.
Creo firmemente que decidir dejar de fumar, dejarlo y luego volver a fumar es una majadería sin sentido.
Creo sinceramente que no hay razones reales para recaer, todo lo que se puede decir para justificar haber vuelto a fumar son excusas que en el fondo no nos creemos ni nosotros cuando las decimos.
Volver a fumar es una decisión que tomamos conscientemente, y la tomamos porque queremos tomarla, no porque no tengamos otra posibilidad.
Y una vez dicho esto, mi problema es se que puede llegar el momento en que tenga que deciros mientras me señalo, he aquí una majadera :(
Por ahora parece que lo llevo bien...a ratos... pero no pondría yo la mano en el fuego por mi en ese aspecto :(

Mafi dijo...

Mi último pensamiento fue: "¿Y si fuera el último?". Y lo fue durante 4 años, tararí, teroré.

CLJ dijo...

Bueno chiquillos: como todos sabréis yo recaí, un bajon, aunque se que no tengo excusa. Ya me he puesto nueva fecha 01/08/08, y esta vez sin excusas. Me voy de vacances y sin fumadores a mi alrededor. Mi marido no se lo cree, porque como he recaído 2 veces... pero bueno, también se que me va a apoyar un montón.

Siento ser la única en esta casa tan bonita que aún no lo ha logrado, pero se que con vuestro apoyo, lo voy a lograr.

Un besito,

Auriga dijo...

Estupendo, CLJ. Además, hasta el día uno tienes tiempo suficiente para preparte tooooodas las excusas que le vas a dar a tu marido para conseguir que él te diga: "Bueno, mujer, si eso te va a dejar más tranquila, por uno tampoco creo que importe".
Cuando tengas toda la lista, se la das diciéndole que cuando utilices alguna de ellas que te tire por el balcón sin más.
Vigila los ojillos que pone cuando se lo digas, y ten cuidado, porque igual... aprovecha.

CLJ dijo...

Uffffff, ya te digo, mi marido es de los que te dicen un NO más grande que un castillo y te dan la brasa, eso de "por uno no pasa nada" por su cabecita no pasa. Ahora eso sí, si necesito un abrazo, me da uno de oso. Ese mono Amedio tiene muy mala ost... pero bueno, le lidiaremos como a los toros, por cierto Auri, no tengo tu mail, para incorporarte al messenger.

Brujilla dijo...

Casi no me acuerdo de que he desayunado, hace un ratillo, como para acordarmé de lo que pensé hace mes y medio...Si que recuerdo que me encendí el cigarro con la intención de disfrutarlo especialmente, puesto que sabía que era el último, pero no le encontré nada de especial...no me besaba en los labios mientras me abarasaba por dentro ni nada por el estilo.

En cuanto a dejar de fumar si que es cierto aquello de "querer es poder...", tan sencillo como eso. Si algún día recaigo me metéis esta nota, no como a Berto por los ojos...no, en la boca mientras me moléis a chancletazos.

Animo CLJ que el día 1 está a la vuelta de la esquina y estaremos aquí para que no descarriles (por la cuent que te trae).

Berto dijo...

Muy bien lo de tu fecha. Que decidas una fecha está muy bien, pero que me digas que es porque como estás de vacaciones no vas a tener fumadores cerca está muy mal, porque entonces mejor te haces azafata espacial para asegurarte que no vuelves a recaer. A eso es a lo que me refería cuando hablaba de las excusas, has caído porque te ha salido de la cajetilla y fumas porque te da la gana. Y el día uno dejas de fumar porque lo has decidido así. El resto es perfume sobre sudor rancio.
Y ahora que sepas que te vamos a mirar con ojos de lechuza y que vamos a hacer jurar con la mano sobre tu libreta de ahorros que si vuelves a fumar te meterás los cigarros en la boca por la parte de la brasa.

Berto dijo...

Pues Mafi, al menos tu historia del último cigarro habla bien de ti.
Yo me prometí que cuando dieran de alta en el hospital a mi madre dejaría de fumar y cuando la llevé a su casa me quedaba un mísero cigarro que me fumé a toda prisa mientras iba a casa de mi hermana, pensando, que era un pringao y que si ya empezaba con excepciones lo llevaba muy crudo. ¿A qué me supo? A mierda y a decepción de mí mismo, porque me estuve llamando de todo mientras lo apuraba y finalmente lo apagué a medias y pensé: soy gilipollas mi último cigarro y no me lo he fumado entero.

Auriga dijo...

Qué bruto te me has puesto Berto, no sé a quién te vas a parecer.
Apunto, apunto, y vete apretándote los machos...

Me ha parecido muy bien tu comentario de que se puede dejar de fumar aun siendo perfectamente gilipollas. Así ya nadie tiene excusa. (Y yo no digo nada, que lo has dicho tú).

La Taberna Fantasma dijo...

Snif, después de todo esto, y especialmente de leeros estos comentarios, creo que necesito darme un buen paseo por el Retiro esta tarde... Snif... La verdad, queridos míos es que si tuviera dinero os pondría un piso, lo que viene a equivaler a "Si fuera Carmen Balcells..." pero como ni lo soy ni lo tengoooo... pues eso, queda inaugurada la Rue del Percebe 13 virtual. Larga vida...!

Lanya dijo...

CLJ ¡¡¡esa es mi niña!!! ya verás como de ésta no pasa, más te vale, que estos chicos no hablan en broma ;)

Pues yo.... pues no sabía donde poner esto, debería haber creado una nueva entrada, pero me ha dado no se qué lloriquear en primera página... por enésima vez el constructor me ha mentido, o mejor dicho, por enésima vez yo he hecho el gilipollas creyendo que esta vez si, y es que cuando se es gilipollas se hace el gilipollas, y la cosa no tiene más remedio.
Vengo de allí, llorando en el coche como una... eso, como una gilipollas, porque no es el primer berrinche por lo mismo, llevo así desde antes de Navidades, y en este mes debo llevar una docena de lloreras por lo mismo, y las que me quedan, y aun no he aprendido, y no aprenderé... se que no serviría de nada fumar, incluso sería peor, pero como echo de menos llorar fumando.

Brujilla dijo...

Ni se te ocurra, Lanya. Llora, por lo menos servirá para desahogarte un poco pero ¿fumar? por dios, que asco¡¡ Como bien dices; no solo no serviría de nada fumar, es que, además, sería peor...todo el humo a los ojillos y entre lágrimas y humo...puff.
No te de apuro y si es necesario lloriquea en la primera página, menuda sábana tengo preparada para ir repartiendo.
Animo.

Lanena dijo...

Yo no sé q tipo de follón tienes con el constructor, Lanya, pero algún día se arreglará,da igual q fumes o no fumes, pero si fumas, cuando se arregle seguirás fumando y no tiene ningún sentido, porq tendrás q volver a dejarlo y....ufffffffff, recuerdas??

CLJ y mafi!, bienvenidas chicas!!, CLJ, reúne fuerzas para el día uno, más q fuerzas, convencimiento.

Mafi, tú sigue así!.

Berto dijo...

No puede ser, mi lanya disgustada y con ganas de fumar. Si es que tenemos una naturaleza que es un asco, encima de que nos hacen la vida dificil nosotros nos clavamos espinas debajo de las uñas.
Y que no te vuelva a oir que te da apuro lloriquear en primera página, tú en portada como hacen las estrellas. Le ponemos unas gafas de sol al gatito y un rótulo:
Lanya consternada.
Cuando tocan bromas pues bromas, y cuando toca llorar se llora.

La Taberna Fantasma dijo...

Lanya, querida, apoyo la moción de Berto, ponte gafas negras y pamela y a la puerta, donde están los fotógrafos haciendo cola. Como se te ocurra fumar por el constructor de los coj... te voy a regalar la chancleta hecha unos zorros de la somanta que te arreo. Vamos, que encima que estoy jodía porque el impresentable este me torea de mala manera, pues ale, me voy a jorobar yo misma y me abandono del todo, a ver si viene alguien y me consuela, como cuando éramos pequeñas, no te digo... De adultas seguimos llamando la atención para conseguir cosas o afecto, reina, lo que pasa es que lo hacemos mucho mejor que antes y por eso ni nos damos cuenta. Pues debo decirte que no funciona, que las de nuestra quinta, como no nos cuidemos nosotras mismas... o nos metemos en el blog o nos dan por allí mismo... jajajaj

La Taberna Fantasma dijo...

Voy avisando que yo a veces me pongo dramática, ¿eeeehhhhh....? Que nadie se asuste, que luego se me pasa.