jueves, 2 de octubre de 2008

Componentes psicológicos de la adicción a la nicotina




Fuente: Universidad de Sevilla
Autor: Vellisco García, A. Serv. Neumología. CE. Dr. Fleming,
Hospital Virgen del Rocío. Sevilla.

39 comentarios:

Auriga dijo...

munteresante, munteresante. Es como lo que decimos nosotros pero sin pelearse.

Le falta una chispina de alabaré, alabaré...que le dé el punto.

No entiendo muy bien a qué se refiere con: "(...) supone un freno para la motivación por el abandono."

Estoy seguro de que existe alguna palabra más apropiada que "contemplador" para definir a la persona que empieza a ver inconvenientes en fumar.

La Taberna Fantasma dijo...

Pues creo que es lo fundamental, Auri. Cuando los fumadores decimos algo así como "sé que me matará tarde o temprano, pero es que a mí me gusta fumar" estamos más seguros de las ventajas que obtenemos(la satisfacción, el placer o el relax, la evitación de engordar, la posibilidad de hacer una serie de cosas que creemos que no podríamos hacer sin tabaco...) que del hecho de que podamos enfermar o morir por esta causa. Son consecuencias que conocemos pero no las interiorizamos o no las asumimos, no estamos tan seguros de ellas como del efecto relajante, por ejemplo. Esto no nos permite motivarnos para dejarlo.

Auriga dijo...

Ahhhhhhhh, un freno a nuestra motivación por dejar el tabaco.
Si es que no me enteraba a quién estaban abandonando.
Entendía algo así como que uno no tenía motivación y entonces se abandonaba.

La Taberna Fantasma dijo...

La otra parte muy importante que encuentro es la estrategia psicológica para la deshabituación (diapo 11):

1. Extinción u “olvido” de las situaciones asociadas a fumar exponiendo al sujeto a éstas sin fumar.

Cuando vivimos situaciones asociadas de forma repetida sin fumar comprobamos que podemos hacerlo sin tabaco, incluso mejor que antes. La repetición de esas conductas sin fumar acaba por romper el vínculo mental establecido entre la situación y el tabaco.

Por ejemplo, hace un año siempre esperaba a mi compañera B. en la puerta principal de la oficina mientras fumaba un cigarro. Hace casi un año que no fumo y también casi un año que no la espero ahí. Pero anteayer la esperé en el mismo punto y sentí ganas de fumar. Esto es porque no había desactivado la asociación con el tabaco de esa situación en concreto. Sin embargo, en este año he hablado por teléfono cienes y cienes de veces y ya no pienso en coger el paquete de tabaco en cuanto suena el teléfono, ya he rescindido el vínculo entre fumar y hablar por teléfono.

2. Identificación y modificación de creencias erróneas sobre el tabaco adquiridas fundamentalmente durante la fase precontemplativa y/o durante los intentos para dejar de fumar.

Por ejemplo: "Fumo porque me gusta la sobremesa y la charla y el cafelito, y no podría disfrutar igual de ello sin tabaco"

Observad la estupidez de frase. Es como si yo digo que me rasco porque tengo sed, o que bebo agua porque me pica el culo (manzanas traigo, ¿recordáis?).

Lo que me gusta en realidad es la compañía de mi amigo P después de comer y charlar con él. Eso lo puedo tener exactamente igual sin fumar. De hecho, si yo fuera mi amigo P me molestaría mucho que alguien disfrutase de mi compañía solamente si está fumando mientras tanto.

Otro ejemplo: "Fumo porque mi trabajo es muy estresante y no podría hacer frente a ese estrés sin fumar"

Manzanas traigo.

¿Es que todas mis compañeras que tienen el mismo trabajo estresante fuman? ¿Cómo es posible que las no fumadoras soporten el estrés sin fumar?

Lo que ocurre es que cualquier situación de estrés dispara la ansiedad que ya de por sí mismo me causa el síndrome de abstinencia, y el tabaco actúa como un refuerzo negativo. Cuando deje de fumar no necesitaré el tabaco como refuerzo, así que viviré solamente el estrés del trabajo y no el del síndrome de abstinencia.

La Taberna Fantasma dijo...

Chico, es que tu nivel gramatical no está muy extendido...

Berto dijo...

Bueno, pues mas o menos lo mismo que hablamos aquí pero con un tono de bata blanca.
Es curioso eso de las situaciones que hace tiempo que uno no vive y están asociadas aún con el tabaco. Antes de ayer en un trabajo que hacía tiempo que no hacía, en una situación muy concreta sentí unas ganas exactamente iguales a las que sentía entonces, vamos que casi me salió sacar la cajetilla inexistente y encender el pito invisible.

CLJ dijo...

Yo casi que mejor no hablo, porque como llevo tan poquito, estoy continuamente mirando a la mesa por la cajetilla, pero ¡¡¡¡si no existeeeee!!!!!, vamos que cuando me levanto, pues me acuerdo.... cuando tomo el 1º café, me acuerdo. Cuando hablo por tf me acuerdo.
Ahora que estoy aqui viendo el telediaro para ver como va el mundo, me fumaría un piti y si sigo no acabooooooooooo....

En fin, supongo que todo esto se irá pasandooo.

PERO HOY NO FUMO

berto dijo...

anda, que ya van diez días. Esos eran los primeros diez más difíciles, ¿no? luego vienen otros diez jodidos y luego otros diez terribles, otros diez desazonadores y finalmente la paz con la que te confías y vuelves a fumar.
¿Lo he hecho bien Auriga? ¿No era así, en vez de darle una palmadita agradable soltarle una parrafada realista, frustrada y llena de amargura para que vuelva al tabaco inmediatamente?
Celejota, yo te diría que me alegro mucho de tus logros y que los comparto y los siento como míos, pero luego el hombre verde me riñe y me dice que somos unos consentidores y que así no vamos a ninguna parte y que cantemos alabaré, alabaré porque el fin del mundo está cerca y que nos flagelemos para llegar a expiar nuestras culpas de infernales fumadores en la seca abstinencia.

La Taberna Fantasma dijo...

Ay, Berto, cuánto daño le ha hecho a nuestro Auri la educación en la culpa... venga a fustigarse y a fustigarse... pues sí, fuimos fumadores, nos equivocamos, sí, tampoco vamos a estar dándonos latigazos el resto de nuestra vida, no? Pero sí te digo que me ha gustado el consejo que le ha dado a Fénix sobre la manta zamorana, sí señor. Siempre hay que llevar una encima porque no se sabe a quién te puede venir bien envolver en ella y tirar por el balcón. Yo ya tengo un par de nombres.

Y CLJ, poco a poco irás eliminando esas asociaciones y progresivamente podrás volver a hacer las mismas cosas de siempre pero sin fumar y sin subirte por las paredes, ni lamerlas ni nada. No ocurre rápidamente pero ocurre. A veces descubro que aún conservo alguna asociación concreta con el tabaco, pero es muy esporádico y lo siento sólo como un recuerdo fugaz.

Anoche, por ejemplo, me apeteció fumar. Estuve en el tanatorio por una situación realmente horrible y me apetecía mucho fumar allí. No sabía qué hacer con las manos, ni con la tristeza, ni con la muerte, ni con nada... Como preví la situación cuando llegué al lugar ya me había tomado un ansiolítico. Todos fumaban desaforadamente, y una amiga que lo dejó hace unos tres años me ofreció unos chicles. Ahora me doy cuenta de que ella también masticaba chicle como yo. Acabé comprando un par de cajetillas (de chicles) y casi me los termino. Anoche no se me pasó por la cabeza fumar en ningún momento, pero me apeteció, vaya si me apeteció. Asocié inmediatamente la tensión del tanatorio con el tabaco, además de que de por sí era una situación altamente estresante. En los velatorios la gente se ofrece tabaco como quien se ofrece un pañuelo o un hombro, una droga evasiva al fin y al cabo, y en esos lugares hay poderosas tristezas de las que evadirse.

Auriga dijo...

Y todo es, Tabernilla, porque en esta sociedad hedonista huyo del sentimiento de duelo. Qué era si no el luto mas que abrir la puerta al dolor. Ahora no, ahora el dolor debe evadirlo como sea.

Mis adicciones se han aprovechado muy bien de ello. Antes pedía las sales para mantener la conciencia en el dolor, ahora pido tabaco o me meto un chute de lexatín para olvidarme.

Berto dijo...

Admito que en estos tiempos todos aspiramos a una vida analgésica y que no ser consciente sirve tanto para ignorar el sufrimiento como para ser presa de las adicciones o de los sistemas políticos disfrazados de cordero. Pero Auriga no lo digas en ese tono que parece que añoras los tiempos del culto al dolor, que no deja de ser igual de alienante que esto pero mucho más incómodo.
Un beso Lu.

Lanya dijo...

jejeje como anda el patio... me han encantado dos frases:

Es como lo que decimos nosotros pero sin pelearse
lo mismo que hablamos aquí pero con un tono de bata blanca

indudablemente cada cual con su estilo ;)

Yo, con vuestro permiso, voy a dar guerra... es que hoy me he levantado de buen humor, y eso es algo que últimamente no me ocurre muy a menudo, así que tengo que aprovechar (jijiji), además ¡es viernes! eso quiere decir que os librais de mi como poco hasta el lunes, así que no os quejeis tanto ;)

Hay una cosa que me ha hecho gracia, dice que fumar en situaciones agradables crea una falsa asociación que nos hace 'creer' que esas situaciones son más agradables fumando, y sin embargo, fumar en situaciones desagradables crea una falsa asociación que nos hace creer que esas situaciones son más desagradables SIN fumar.... entiendo la teoría, pero me suena un poco a "arrimar el ascua a su sardina".

Otra cosa, la forma de romper esas falsas asociaciones ¿cuánto tiempo necesita para que se produzca la ruptura? ya se que esto no funciona como las matemáticas y que es todo aproximado y todo depende y todo es relativo y vete tú a saber ya veremos si a lo mejor quizá... pero así, año arriba, año abajo, ¿cuánto tiempo hay que hacer sin fumar lo que uno hacía fumando para dejar de acordarse del tabaco? porque sin ir más lejos esta mañana justo al cerrar la puerta he pensado "¡mierda, no he cogido el tabaco!" para acto seguido pensar "no eres más tonta porque no sabes serlo, tira p'al coche y calla, ¡que ya no fumas!".... y llevo más de 5 meses saliendo por las mañanas sin coger el tabaco.

Y para terminar de dar guerra... ejem, ejem.... es que la frasecita esa de la motivación por el abandono.... podía haber estado mejor redactada porque peor era imposible.....

¡Ah! una última cosa.... Tabi, con respecto a lo de la manta zamorana para andar tirando a éste o aquel por el balcón.... (jolín, como anda el patio).... te recuerdo unas sabias palabras que me digo no hace tanto una buena amiga.... la cárcel no mola ;)

Auriga dijo...

uY, alienante, Berto. Tendrías tú que ver en su juventud a la Taberna Trágica sobre las gradas del anfiteatro de Atenas con su peplo humedecido por el llanto y destruida por el dolor de la catarsis ante el final de Antígona. ¡Y sin echar ni un humo!

Y ahora, mírala, ahí la tienes, comiendo lechuga y cuidando gatos.

Auriga dijo...

¿Y de qué te acuerdas..., CLJ?

Auriga dijo...

Lanya, maja, la asociación no es falsa, lo que es falsa es la creencia de que la situación es mejor fumando.

Y como dices bien, no es una relación matemática. Supongo que me voy olvidando del tabaco con independencia de que las situaciones en que fumaba se presenten o no. Por ejemplo. Yo siempre fumaba cuando hacía puentig; si hasta dentro de 30 años no vuelvo a hacer puenting, no creo que me acuerde de fumar entonces. Y sin embargo, cuando me vayan a poner, lógicamente, la camisa de fuerza posiblemente sí me vendrán ganas de fumar (por aquello de querer ocupar las manos); aunque no me la hayan puesto hasta hoy. Es un poner...

Supongo también que la asociación desaparece al mismo tiempo que uno se olvida del tabaco. Por supuesto, si me paso diez años pensando que es un horror terrible llevar diez años sin fumar, cada vez que salga de casa pensaré que no llevo tabaco. Que es lo que me pasa a mí, que siempre pienso si llevo las llaves, porque lo que cuesta que un cerrajero te abra la puerta luego deja tiritando cualquier economía.

La Taberna Fantasma dijo...

Ayns, Lanya, no me seas impaciente, que me recuerdas a los niños cuando van en el coche y preguntan cuánto queda cuánto queda cuánto quedaaa..?? No te estarás haciendo pis? Eso que cuentas me ha pasado a mí varias veces, y me sentí igual de idiota, jajajaja... Pero no te agobies, siempre romperás las asociaciones si caminas lo suficiente, y tu única preocupación debe ser caminar HOY (mañana ya veremos)

http://pasosperdidos.eresmas.net/Gatoliter/lewis_carroll.htm

Pues por lo demás, sí, Berto, en nuestra cultura y en la mayoría de las que conozco estas situaciones sirven para conjurar el dolor y comenzar el duelo, para asumir la realidad y dar salida al llanto. Pero mirad, entre unas cosas y otras y mi tema y tal y tal, y la abstinencia, y no sé cuántas cosas... yo preferí trincarme mi lexatín y quedarme en la nube un poco más. Claro que anoche me debí de caer de la nube, porque me entró como una taquicardia y una opresión así sin comerlo ni beberlo... Me dolió el pecho como cuando fumaba y tosía... qué cosas...

En fin, que hoy me toca cremita de calabacines, que la lechuga es muy triste y me siento conejo, Auri. Todavía unos canónigos, pase...

Auriga dijo...

¿Quién sería capaz ahora en estos tiempos de idolatría al placer dejarse enterrar vivo antes que dejar insepulto el cuerpo de su hermano? ¿Quién? ¿Eh?

Tiempos aquellos en que Atenas lloraba su dolor a los pies de Antígona.

¡Ah, pecadores! El tabaco no ha sido sino un vicio más al que habéis entregado vuestro cuerpo, incapaz ya a resistirse a la menor de las pasiones.

¡A ver, todos con fuerte voz!

Perdona a tu pueblo Señoooooor
perdona a tu pueeeeblo perdónale Señoooor.

Auriga dijo...

¡A ver! La de los gatos, que no la oigo.

Auriga dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
La Taberna Fantasma dijo...

Auri, te oigo y me parece ver a Chus Lampreave y a Gabino Diego cantando a coro en Belle Epoque. No sabes lo que esto agrede a mis oídos no teístas... Basta, po favó, basta...
PD: Cuidadito con el leísmo, compañero, que es una pendiente resbaladiza...

Auriga dijo...

"Se considera aceptable la forma leísta exclusivamente cuando el complemento directo de la acción es una persona de sexo masculino".

¿Personifico aquí al pueblo como persona de sexo masculino?

Aunque, entonces, el pueblo podría ser del sexo masculino y del femenino, e incluso de más. Lo que no sé ahora es si lo correcto sería decir: perdona a tu pueblo y a tu puebla; o: perdónalo y perdónala Señor. O como bien dices habría que conocer de que sexo es la mayoría de pecadores del pueblo y utilizar el género que corresponda a ese sexo.

Parece que aquí el leísmo soluciona la cuestión.

Me lías Tabernuela, me lías. Y eso es peligroso para la adicción. Tú serás la culpable si recaigo.

La Taberna Fantasma dijo...

Dile a quien te pregunte que no te quiseeeee,
dile que te engañaba, que fui lo piiiiooooor,
échame a mí la culpa de lo que pasaaaaaa
cúbrete tú la espalda con mi dolooooor.

Pa mí que eso lo has leído en el mismo sitio donde se admite "almóndiga" y donde está a puntito de admitirse "cocreta". Yourself, my darling...

Berto dijo...

Antígona era una desagradecida, una imprudente y una gilipollas y en ningún momento pensó que acabarían por matarla porque era una niña pija y malcriada y como no le salió bien la jugada se colgó del pescuezo. A mí me cae mejor su hermana Ismene con esa cara de "bueno si tu lo dices... pero a mi no me metas en tus movidas"

Auriga dijo...

DICCIONARIO PANHISPÁNICO DE DUDAS Primera edición (octubre 2005)

Almóndiga viene en el DRAE; cocreta, no.

Gabriela dijo...

A riesgo de cometer el peor de los pecados, leyéndoleslaslos -y sobre todo a Auriga y a La taberna Gramática - he pensado seriamente en si acaso no será mejor volver a fumar que terminar ¡así de locos!
¡Por favor!
Como ven, aquí ando vivita, coleando y sin fumar. Pasé unos días preciosos en el mar y en la Ciudad Vieja en Montevideo, y una vez sola, una solita, tuve ganas de fumar en una reunión de amigos en la que bebimos mucho y nos reímos a mares. Como siempre Auri, a mí el duelo se me da bien sin tabaco, pero la alegría me tira de sisa. También tuve un deseo pasajero pero feurte de fumar hace unas horas, antes de llegar a mi ciudad. Como una ansiedad o una angustia. Intenté desentrañarlo en el momento agarrada de uan botella de agua como de un salvavidas, y creo que eso fue a causa de dos cosas que venían juntas: una, que con el final de vaje, se terminaba un proyecto personal que deseé, planifiqué, y esperé mucho durante un tiempo bastante largo. Por cierto, tengo muchísimos desafíos laborales para adelante en lo que queda de este año, perosentí que personales, sólo seguir mi dieta y sin fumar. Fue como un vacío existencial o emocional o ambas cosas, que se abrió entre ahora y la nada. Ya pasó y en realidad lo que creo es que me pasó lo que me pasaba cuando terminaba de dar exámenes en la universidad y me quedaba regulando de tanta ansiedad, tantos nervios y tanto preparativo.
Lo demás, antes y después de esos dos momentos, impecable.
Bueno, y entons, que no lo veo en este hilo ¿Qué de Fénix? ¿Tiró a su compañero por el balcón? ¿Qué priorizó? ¿La salud o el trabajo? ¿Se quedó a vivir en Alemania y no nos quiere más?
Berto, yo totalmente de acuerdo con vos. Antígona siempre me pareció una histérica y una desubicada.
A los demás, un gusto verlos por acá, y bienvenidos.

Gabriela dijo...

Tabi, cumpliste 11 meses, mi querida, y yo no me había dado cuenta. ¡Pero que capísima!
O sea que ya estás a punto de caramelo...
Felicidades, linda. Felicidades de verdad y que se jodan los que nos ponen piedras en el camino ¿verdad?

La Taberna Fantasma dijo...

Eso, que se jodan...! 11 meses y casi 4 kilossssss....!!!!!!

Gabriela dijo...

¡ Once meses y cuatro kilos! Eso, ya más que para que se jodan, es para decirte:
¡Humille, Taberna! ¡Humilleeeee! Qué buenas nutricionistas hemos salido. Jah!

Auriga dijo...

Vale, Berto, Antígona va de "antes muerta que sencilla"; pero la hermanita, que muy de pasota al principio, cuando ve que la Antígona se va a llevar todos los primeros planos se pone a chupar cámara que no veas.

Ismene es de las que acaba fumando diciendo que es por culpa tuya.

La Taberna Fantasma dijo...

Pues sí, la verdad, aunque hoy rompí la dieta y me apreté un arrocito esssstupendo y unas uvas con queso que saben a beso... pero nada, que ya estoy otra vez a la verdurita. Aynssss, Gabi, si es que motivando no tienes precio...!

Leo que estás domando esa fiera corrupia que llevas dentro con la maestría de una maga antigua, que en esos Uruguayes, llegaste, viste y venciste, y que entraste en tu ciudad conduciendo un carro tirado por un caballo negro y otro blanco, en loor de multitudes y vítores ciudadanos, mientras un esclavo nubio sostenía una corona laureada sobre tu sacrosanta cabeza susurrándote al oído... recuerda, Gabi, que eres mortal...

(Eso es lo que ha trascendido a los medios, pero sé que en realidad te decía... cuando lleguemos al catre te vas a enterar de lo que vale un peine, bonita de cara...)

Auriga dijo...

Gabriela, los existencialismos existenciales déjalos para cuando ya ni se te pase por la cabeza fumar y te aburras. Entonces les aplicas el tratamiento zen taichinpún de Tabi y los dejas como nuevos.

Auriga dijo...

Tabi, ese ataque de sicalipsis es peligrosísimo para la dieta.

CLJ dijo...

Buenas Gabrielaaaaaaaaaaaa, me alegro de que hayas descansado en tus vacaciones y que hayas podido soportar la tensión en momentos propicios para volver a caer.

Tabi CUATRO KILAZOSSSSSS. Joer, chiquilla.

Por cierto, sabéis algo de Fénix??

Todavía me acuerdo de todos los momentos en los que tenía el cigarro en la mano, la verdad y hoy he tenido la tentación en mi mano y encima sóla en casa, pero no he caído y pensé que cuando me pusiese en semejante tesitura caería pero no lo he hecho y estoy muy contenta. Que conste que el hecho de tener un paquete en mi casa es porque mi hermana se ha dejado el bolso accidentalmente en mi casa y como me ha dicho que le revisase el móvil pues lo he visto.

Los momentos en los que peor lo paso es después de comer sobre todo. Pero tengo conviccion de que lo voy a lograr.

Desde luego Berto y Auri, me vais a estar dando con el látigo eh?? Así me gusta dando ánimos. Que se que lo hacéis de buena fe, que conste.

CLJ dijo...

Por cierto, me alegro de que hayan vuelto los desaparecidos (que se que ha sido por motivos ajenos a vosotros, lo se) pero me alegro un montón.

BESOTES, YA 11 DÍAS.

Gabriela dijo...

Celejota, gracias por la bienvenida, y bien por los 11 días, a no aflojar que es así como se alcanza a la Taberna con los 11 meses, digo yo.
Auri, ¿vos decís que es mucho agregarle al no fumar y el no comer ni tomar coca cola sumarme algún temita existencial profundo? Ahora que me has felpeado un poquito, ahora sí me siento en casa. Gracias, porque sin un rezongo tuyo no me encuentro y ahí sí que el vacío existencial me puede llevar a fumar y vaya saber a cuántas otras aberraciones más.
taberna, ahora que pienso, ¡cómo 4 kilos! ¿No es demasiado para poco tiempo? Cuidate, mija, y estate atenta a las energías ¿no?
Fénixxxxxx!!!!! Repórtese en mesa de entradas!!!!! Y Berto, ya me enteré yo también, y al igual que LTF, a través tuyo toda mi solidaridad rioplatense a Abelardo.

Berto dijo...

Celejota, cómo que no te te doy ánimos, que te felicité por tus diez días... vamos que me lo desprecies asi...
La verdad es que estoy bastante tranquilo estos días aunque con algún momento de euforia, porque me están saliendo las cosas bien, parece que me sale aquello de un piti pa celebralu.
Venga, pues ya entro un poco más tarde que tengo que ponerme a trabajar como un loco.

La Taberna Fantasma dijo...

CLJ es una campeoooooooonaaaaaa...! Y no fumará más....! No no noooooo....!

Gabriela dijo...

¡Un piti pa celebrarlu un carajo, Berto! Que me entere yo, y vas a ver la que se arma. "Porque las cosas me están saliendo bien" ¡Habáse visto!
Y de Fénix.... nada.

Gabriela dijo...

Auriga, estoy un poquito pa bajo hoy, no mal. Un poquito vuelo bajo. Necesito un cacho de alabaré alabré o algo así, si pudiera ser. ¿Por qué no tenemos acá de esos bichitos porristas y oros emoticones Tabi?